¿VALE LA PENA UN CRÉDITO EDUCATIVO?

Si bien un título universitario no es lo único que se necesita para desarrollar una carrera profesional exitosa, sigue siendo una de las inversiones más rentables y con amplias posibilidades de generar fabulosos retornos. 

El costo de colegiaturas e inscripciones de una licenciatura en una universidad privada, puede ir desde unos $100,000.00 hasta superar sin dificultad el millón de pesos, dependiendo de la carrera y de la institución educativa.  

Ante la dificultad de disponer de tales cantidades para invertir en el capital humano, el crédito educativo se presenta como una de las posibilidades para poder financiar el deseo y aspiración de obtener un título profesional.

Las deudas no son malas en sí, lo que es nocivo es el desconocimiento del costo de financiamiento (intereses) y el mal uso que se hace del crédito, como sería, endeudarse por encima de la capacidad de pago, comprar cosas que no se necesitan o financiar gastos fijos con tarjeta de crédito, entre otras.
El crédito es bueno cuando produce apalancamiento, es decir, cuando sus beneficios o ganancias son mayores que los intereses a pagar. Por ejemplo, si se va a ampliar un negocio cuyo éxito ya está probado, es muy probable que el incremento a las ganancias sea mayor que los intereses a pagar por el crédito con el que se financiaría la inversión.

Para que el crédito educativo produzca el apalancamiento deseado, es necesario investigar sobre las tendencias del mercado laboral y las carreras con mayor proyección, para elegir dentro de ese abanico la que permita desarrollar al máximo el potencial del futuro profesionista.

Siempre será una magnífica decisión invertir en la formación profesional, pero si la licenciatura o posgrado que se pretende cursar no genera una expectativa de mayores ingresos, el crédito educativo NO es la vía, en todo caso conviene hacerlo con recursos propios o a través de una beca.

Existen en el mercado muchas alternativas para el financiamiento educativo para estudios en México y en el extranjero, entre otras: EDUPASS, SANTANDER (con una tasa de interés del 15.9%), ESTUDIAMÁSEDUCAFIN (tasa de 7%).

Analiza, compara y decide.

                                                Imagen de freepik.es




Comentarios

Entradas populares de este blog

Consejos para hacerse millonario sin esfuerzo

El altísimo costo de comprar en abonitos

Joven profesionista tomando el control de su vida financiera